ICHA y Corfo realizan el taller “Modelo BIM: Primera fase a la industrialización”

ICHA y Corfo realizan el taller “Modelo BIM: Primera fase a la industrialización”

Los pasados días 13, 14 y 15 de diciembre se llevó a cabo este laboratorio tecnológico gratuito enfocado en el diseño avanzado de edificaciones en acero. Las jornadas se enmarcan en el proyecto encabezado por el Instituto Chileno del Acero (ICHA) y Corfo llamado “Difusión de tecnologías para la industrialización en la nueva generación de edificios de acero”.

Uno de los principales objetivos de la iniciativa es transferir conocimiento directo a todos quienes forman parte de la industria de la construcción, con el fin de que absorban las nuevas herramientas y tecnología de la información disponibles y, de esta manera, contribuir a la disminución de las brechas tecnológicas y a aumentar la competitividad del sector.

En esta capacitación en particular se dio a conocer en qué consiste el modelo BIM, que considera herramientas de diseño tridimensional en base a la plataforma Tekla Bimsight, la que permite detallamiento de acero y hormigón armado. A grandes rasgos, se trata de desarrollar los proyectos en base a una herramienta 3D común entre todos los especialistas involucrados en una obra.

Así, todas las disciplinas construyen en formato digital sobre una maqueta única, lo que permite mejorar los tiempos de desarrollo de los proyectos y, principalmente, minimizar errores de diseño. “Este modelo facilita la creación y modificación colaborativa entre los distintos profesionales y disciplinas que participan en un trabajo, como son los arquitectos, ingenieros, constructores e inspectores”, explica Verónica Reveco, jefa de proyectos del ICHA. Además, Reveco cuenta que BIM se considera una primera fase a la industrialización en tanto es un modelo que asegura la calidad de un proyecto en las diferentes etapas de edificación.

El taller contó con veinte participantes, entre ellos ingenieros civiles y arquitectos, y los relatores fueron Miguel Guerra y José Sepúlveda, ambos representantes de Construsoft. Algunos de los tópicos abordados fueron los principios básicos para el uso del software Tekla y su conectividad con otros softwares de uso habitual, el intercambio de archivos entre diferentes plataformas, la compatibilidad de softwares de diseño estructural, la ejecución de maquetas 3D y la obtención automática de planos, entre otras temáticas.

Sergio Córdova, quien participó de las jornadas, cuenta que uno de los tópicos que le interesó fue la conectividad del modelo 3D con softwares de cálculo estructural, ya que permite obtener el modelo de cálculo desde la misma maqueta 3D, evitando con ello la duplicidad de trabajo. “Me parece muy potente integrar el cálculo estructural con el detallamiento, es decir, el diseño de los elementos con la elaboración de planos de fabricación”, explica Córdova. Asimismo, agrega que actualmente ambas actividades se realizan por separado y son hechas por distintos profesionales, lo que incrementa la probabilidad de cometer errores, con los respectivos costos asociados a su resolución.

Juan Carlos Gutiérrez, director ejecutivo del ICHA, explica que el corazón de este proyecto de difusión -y la razón por la cual Corfo aportó a esta iniciativa- está relacionado directamente con la necesidad de que las pymes y las empresas de mayor tamaño mejoren sus competencias técnicas. “Después de este ciclo de difusión tecnológica las empresas estarán más preparadas para abordar el diseño y la fabricación de estructuras de acero con mejor trazabilidad, incorporando además aspectos tan relevantes como la protección contra el fuego y también el modelo BIM”, señala.

En este contexto, uno de los grandes desafíos y metas para el diseño avanzado de edificios en acero tiene que ver con poder proyectar estructuras de acero desde su concepción arquitectónica, y así lograr que los mandantes valoren los atributos y ventajas de construir en base a este material.

Por su parte, Sergio Córdova explica que, en los grandes proyectos mineros, este tipo de herramientas se utilizan de forma habitual. De ahí que la meta sea lograr que se incorporen al quehacer cotidiano de todo tipo de proyectos, “con el objetivo de beneficiarnos de todas las potencialidades que tiene para los diferentes participantes: mandantes, arquitectos, ingenieros, fabricantes, montajistas y constructores, entre otros”, sostiene.

Por último, el director ejecutivo del ICHA cuenta que estos talleres introductorios son solo el primer paso de la iniciativa, ya que en 2017 se harán nuevos cursos y capacitaciones para profundizar en la transferencia de tecnologías de la información.

Categorías: Acero al Día, Boletines