Existe un fuerte consenso contra la creciente ola de exportaciones provenientes de industrias o compañías siderúrgicas propiedad del Estado, como quedó demostrado una vez más en la reciente reunión del Comité del Acero de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) a principios de mayo. Los reportes compartidos en la reunión en París por las asociaciones siderúrgicas nacionales de Asia, las Américas y Europa sorprendieron por su similitud: se consolida un “nuevo normal”, caracterizado por un crecimiento más lento, donde todas las regiones están padeciendo un incremento dramático de las importaciones de acero en condiciones desleales de comercio, alimentado por la masiva sobrecapacidad global. El mayor peso recae sobre China, cuya sobrecapacidad significativa y creciente en tiempos de bajo crecimiento ha desestabilizado el mercado global del acero y sus flujos comerciales.

Este comunicado da continuidad a los comentarios presentados en forma conjunta por las ocho asociaciones representantes de la siderurgia de EE.UU., Canadá, México, América Latina y Europa en respuesta a la recientemente publicada “Política de Ajuste de la Industria Siderúrgica” de China, en los que manifestaron su preocupación por la política, que sigue reflejando un enfoque verticalista y dominado por el Estado en las reformas propuestas para la industria del acero.

El Comité del Acero de la OECD ha tomado nota de la urgencia de estas preocupaciones, como se refleja en la declaración final emitida por el presidente de su Comité del Acero, Risaburo Nezu: “Los desafíos estructurales deben abordarse con urgencia en medio de esta nueva era caracterizada por el bajo crecimiento de la demanda de acero y por el aumento de las exportaciones”, añadiendo, “el fracaso en enfrentar y detener las distorsiones del mercado tendrá como consecuencia que empresas subsidiadas y apoyadas por el Estado sobrevivan a expensas de otras empresas, privadas y eficientes, que operan con mínimo apoyo estatal”.

Las asociaciones que suscriben este comunicado concuerdan que la necesidad de acción inmediata y efectiva es urgente. Reafirmamos nuestro llamado a cada gobierno nacional a enfocarse en este tema en su país y realizar todos los esfuerzos necesarios en su diplomacia comercial y en sus regulaciones para confrontar y desafiar aquellas políticas gubernamentales que están alimentando la sobrecapacidad –raíz de la actual crisis del acero-, y procurar un campo de juego nivelado en el mercado del acero.

Una cuestión específica que pronto deberán enfrentar nuestros gobiernos es el concepto de que China no debe de ser considerada como “economía de mercado” por los miembros de la Organización Mundial de Comercio (WTO) a partir de finales de 2016. La decisión individual de cada país tendrá importantes consecuencias sobre la forma en que aquellas empresas afectadas por las importaciones en “dumping” desde China puedan recuperarse. Como queda tan claramente ilustrado por el sector siderúrgico de China, este país todavía no supera la prueba de ser una economía de mercado. La misma existencia de sobrecapacidad -estimada en hasta 425 millones de tonelada- y la falta de una política eficaz para reducirla son evidencia de que China sigue siendo una economía dominada en forma verticalista por el Estado.

Esta es una cuestión crítica que debe ser tomada en cuenta inmediatamente. Por eso, continuaremos colaborando y realizando esfuerzos individuales en pos de procurar que nuestros gobiernos juzguen cuidadosamente los criterios y antecedentes antes tomar decisiones o realizar anuncios que favorezcan un reconocimiento prematuro de China como economía de mercado

En enero-abril de 2015, China embarcó 3,2 millones de toneladas de acero laminado hacia América Latina, 29% más que las 2,5 millones de toneladas registradas en el mismo período de 2014.

En tanto, las exportaciones totales de acero laminado de China siguen creciendo de forma acelerada y alcanzaron 31,2 millones de toneladas entre enero y abril 2015, 34% más que en iguales meses de 2014.

América Latina alcanzó una participación de 10,3% entre ene/abril 2015, cayendo medio punto porcentual con respecto a ene/abril 2014 (10,8%). La región solo es superada como destino por Corea del Sur, que recibió 4,1 millones de toneladas (13,3% de participación) en el período. El tercer destino es Vietnam que recibió 2,7 millones de toneladas (8,5% del total) entre ene/abril 2015.

Específicamente, en el mes de abril de 2015, América Latina recibió 822 mil toneladas de acero laminado desde China, un 17% más que en el mes anterior (700 mil toneladas) y 26% más que en abril de 2014 (652 mil toneladas).

Importaciones de acero laminado desde China por destinos

Los principales destinos latinoamericanos para el acero laminado chino entre enero y abril de 2015 fueron: Brasil, que recibió 584 mil toneladas (18% del total de la región); Centroamérica, que acumuló 504 mil toneladas (16%); y México, con 434 mil toneladas (13%). Ver Gráfico 02.

En los cuatro primeros meses del año, los países cuyas importaciones de laminados desde el país asiático se incrementaron más marcadamente versus mismo período de 2014 fueron: Cuba (aumento de 600%), Argentina (453%), República Dominicana (167%) y México (104%). Argentina, República Dominicana y Cuba, sin embargo, mantienen bajos volúmenes de importación.

Es para resaltar el constante aumento en el volumen de importaciones de acero laminado de México, que se consolida como tercer destino en América Latina, impulsado por la entrada de aceros comerciales.

Importaciones desde China por productos

El 62% del acero laminado importado por América Latina desde China durante enero-abril de 2015 fueron productos planos, que alcanzaron 2 millones de toneladas. Entre estos, destacaron por su volumen:

> Hojas y bobinas de otros aceros aleados (804 mil toneladas, 40% de los aceros planos importados desde China)
> Cincadas en caliente (431 mil toneladas, 22%)
> Bobinas en frío (309 mil toneladas, 16%)

Respecto a los aceros largos, China exportó a Latinoamérica 1,1 millones de toneladas, concentradas principalmente en:

> Barras (449 mil toneladas, 41% de los aceros largos)
> Alambrón (439 mil toneladas, 40%)

El ingeniero Fernando Yáñez es el nuevo presidente de la Asociación de Ingenieros Civiles Estructurales (AICE), decisión emanada con posterioridad a la Asamblea Anual Ordinaria de Socios, que renovó a tres miembros del directorio.

El nuevo directorio regirá para el periodo 2015-2017 y con más de 50 participantes fueron reelegidos los directores Fernando Yáñez y Carlos Sepúlveda, mientras que se incorpora el ingeniero Cristián Delporte.

Durante la actividad, se entregó la cuenta del presidente de AICE y el balance del año, donde destacó la gestión de comités y las actividades de especialización y vinculación con otros actores de la sociedad civil.

El ahora past president, René Lagos, hizo énfasis en el trabajo realizado durante su ejercicio para cumplir con la misión de ser una asociación líder en la práctica de la ingeniería estructural e ingeniería sísmica, además de dignificar el más alto sentido de la profesión y posicionar a AICE como un ente influyente en la sociedad civil. “Hemos trabajado con ética y proactividad para mantener el nivel de excelencia de nuestro ejercicio, reconocido en todo el mundo, adoptando elevados estándares y mejores prácticas que aseguren estructuras de desempeño seguro y confiable”, sostuvo.

Luego de la entrega del balance de la institución por parte del director Alfonso Larraín, se realizó la elección para renovar a tres miembros del directorio. Los postulantes fueron los ingenieros Carlos Bascuñán, Rodrigo Vásquez, Cristián Delporte, Phillipo Correa, Fernando Yáñez y Carlos Sepúlveda.

Cada socio pudo votar por tres ingenieros y resultaron reelectos Fernando Yáñez y Carlos Sepúlveda, mientras que se incorpora como director Cristián Delporte.

Carlos Sepúlveda destacó la alta participación en el proceso y planteó el desafío de consolidar el crecimiento de AICE; opinión compartida con Fernando Yáñez, quien ponderó el salto cuantitativo que dio la asociación bajo la presidencia de René Lagos, posicionamiento que se hace imperativo fortalecer.

En tanto, Cristián Delporte afirmó que asume este nuevo cargo con una gran responsabilidad y entregará su mejor esfuerzo para que AICE continúe desarrollándose.

 El Directorio de AICE quedó integrado de la siguiente forma:

Presidente: Fernando Yáñez
Ingeniero civil de la Universidad de Chile, doctor en ingeniería civil de la Universidad de Canterbury, Nueva Zelanda. Profesor de hormigón estructural y pretensado de la Escuela de Ingeniería y actual director del Centro de Investigación Desarrollo e Innovación de Estructuras y Materiales, IDIEM, de la Universidad de Chile. Es miembro, además, de ACI 318 y presidente del Comité de Hormigón Armado.

Vicepresidente: Carlos Sepúlveda

Ingeniero civil, Universidad de Chile; miembro fundador de la AICE y director de la misma entre los años 2003 a 2006. Socio del Colegio de Ingenieros de Chile A.G.; Revisor de proyectos en primera categoría. Actualmente se desempeña como gerente técnico en Santolaya Ingenieros Consultores.

Secretario: Lucio Ricke
Ingeniero civil de la Universidad de Chile, socio de I.E.C. Ingeniería S.A., jefe de Proyectos, especialista en análisis sísmico de edificios, a cargo de la puesta en marcha de sistemas automatizados de ingreso y salida de información computacional, docente en la Universidad de Chile y en la Universidad Mayor.

Tesorero: Alfonso Larraín

Ingeniero civil de la Universidad de Chile, fundador de la empresa Alfonso Larraín V. y Asociados Ltda. En el año 2010 fue galardonado con el Premio a la Excelencia por la Asociación Chilena de Sismología e Ingeniería Antisísmica (ACHISINA). Ha participado en obras destacadas como Edificio La Portada Titanium y Clínica Bicentenario de la CChC.

Director: Patricio Pineda
Ingeniero civil en Obras Civiles de la Universidad Central, candidato al grado de Magíster en Ciencias de la Ingeniería, Mención en Ingeniería Sísmica, de la Universidad de Chile, bajo la guía de Rodolfo Saragoni Huerta. Coordinador del Comité Técnico de Minería e Industrias AICE.

Socio fundador de Lemma Ingeniería Ltda., especialista en cálculo y diseño estructural en el área de minería y en proyectos industriales.

Director: Cristián Delporte
Ingeniero civil en Obras Civiles de la Universidad Técnica Federico Santa María, cuenta con la experiencia de más de 2.700.000 de m2 calculados y es revisor estructural de primera categoría, inscrito en el registro nacional de revisores de cálculo. Miembro de la Asociación Chilena de Sismología e Ingeniería Antisísmica (Achisina), también forma parte del comité de norma NCh 433 “Diseño Sísmico de Edificios”.

Past President: René Lagos
Ingeniero civil de la Universidad de Chile, socio y gerente general de René Lagos Engineers, empresa responsable del cálculo estructural de más de 1.700 obras. Hasta mayo de 2015, fue presidente de la AICE y también es miembro de la Comisión de Diseño Estructural de la CChC.

Los niveles de contaminación en el planeta han puesto en alerta a todos los expertos, cuyos efectos ya se pueden sentir. El cambio climático es algo palpable, que impacta directamente el diario vivir de todos los seres vivos.

Pensando en eso, Chai Jing, periodista china, muy famosa en su país por su rol como conductora televisiva de investigación de la cadena CCTV de China, y muy  involucrada en actividades de defensa del medio ambiente realizó en 2014 una investigación independiente sobre los problemas ambientales en China, que compiló en un documental financiado con sus propios recursos, llamado “Under the Dome” (“Bajo la Cúpula”).

El material se convirtió en un éxito en las Redes Sociales. Solamente en China, fue visto por más de 150 millones, generando un debate amplio sobre polución y políticas medioambientales en dicho país.

Lamentablemente, el 7 de marzo de 2015, las autoridades chinas bloquearon este material en los sitios locales, pero el éxito se esparció a todo el mundo. Sin embargo, gracias al trabajo realizado por Ternium, socio de la Asociación Latinoamericana del Acero (Alacero), hoy está disponible una edición de 5 minutos, que recoge los pasajes más significativos sobre la polución en la industria del acero de China.

[ot-video type=”youtube” url=”https://www.youtube.com/watch?v=MhIZ50HKIp0&list=PLWAJWwjxa-mNeiTvOQulxxSJ8-rb33Uq_”]

El capítulo 2 hace referencia directa al efecto que tiene la industria china en el medio ambiente.

[ot-video type=”youtube” url=”https://www.youtube.com/watch?v=FOhxjj-_NqE”]

 

 

 

 

En el primer trimestre de 2015, la producción de acero crudo en América Latina disminuyó 2% mientras que la de laminados creció 2% versus ene/mar 2015. El consumo aparente de acero se incrementó 5%, siendo abastecido en forma creciente con importaciones, que ya representan el 34% del consumo en América Latina. La balanza comercial de la región sigue deteriorándose: en el primer trimestre de 2015 el déficit en toneladas se profundizó 30% vs mismo período de 2014.

Producción
Acero Crudo. En ene/mar 2015, América Latina y el Caribe produjeron 16 millones de toneladas de acero crudo, 2% inferior al volumen del primer trimestre de 2014. Brasil representó 53% de la producción regional (8,4 millones de toneladas), mostrando un crecimiento interanual de 1%.

Acero Laminado.En el mismo período, América Latina produjo 14,1 millones de toneladas de acero laminado, 2% más que en ene/mar 2014. Brasil fue el principal productor (6,6 millones de toneladas), 46% del total latinoamericano. México fue segundo (4,3 millones de toneladas), con 31%.

Con índices de crecimiento de 11% y 7% respectivamente, Venezuela y Ecuador fueron los países que mostraron mayor incremento en la producción de laminados versus ene/mar de 2014. En tanto, la producción de Argentina cayó 8%.

Consumo de acero laminado

Durante los tres primeros meses del año, el consumo de acero laminado en América Latina alcanzó 17,8 millones de toneladas, creciendo 5% vs 2014. Los mayores incrementos en consumo, tanto en volumen como en términos porcentuales, se registraron en México (649 mil toneladas adicionales y un incremento de 12%), Perú (+163 mil toneladas, 24%) y Colombia (+164 mil toneladas, 17%). Contrariamente, en Brasil el consumo de acero laminado se contrajo en 169 mil toneladas, cayendo 3% vs ene-mar 2014. Argentina también presentó una caída importante de 13% en su consumo de laminados, 166 mil toneladas menos que durante el primer trimestre 2014.

Balanza comercial

Importaciones: En el primer trimestre de 2015, América Latina importó 6,1 millones de toneladas de acero laminado, 20% superior al nivel registrado en ene/mar 2014 (5,1 millones). Actualmente, las importaciones de laminados ya representan 34% del consumo de la región, lo que trae aparejado desincentivos a la industria local, crecientes fricciones comerciales y está poniendo en riesgo fuentes de trabajo calificado.

Exportaciones: Las exportaciones latinoamericanas de acero laminado llegaron a 2 millones de toneladas, aumentando 3% vs ene/mar de 2014.

Balanza deficitaria

En los primeros tres meses de 2015 la región registró un déficit comercial de 4,1 millones de toneladas de acero laminado. Este desbalance es 30% mayor que el observado en el primer trimestre 2014 (déficit de 3,2 millones de toneladas). Brasil fue el único país de la región que presentó superá- vit en su comercio de acero laminado (67 mil toneladas). El mayor déficit se encuentra en México (-1,7 millones de toneladas). Lo siguieron Colombia (-643 mil toneladas), Perú (-499 mil toneladas) y Chile (-422 mil toneladas).

Producción abril 2015 – Información adelantada

Información adelantada de abril 2015, indica que la producción de acero crudo alcanzó 5,5 millones de toneladas en dicho mes, mismo nivel que en abril 2014. La producción de laminados cerró en 4,8 millones de toneladas, sin registrar crecimiento. En los primeros cuatro meses de 2015, la producción de acero crudo llegó a 21,4 millones de toneladas, el 1% menos que en igual período de 2014, mientras que la producción de laminados alcanzó 18,9 millones de toneladas, 2% más que en ene/abril 2014

La producción total de China de 10 importantes metales no ferrosos aumentó mientras que la de acero crudo cayó durante los dos primeros meses de este año, de acuerdo con datos del máximo órgano de planificación económica.

La producción combinada de los principales metales no ferrosos creció 6,8 por ciento anualmente para llegar a 7,7 millones de toneladas durante el periodo de enero a febrero, señaló hoy en un comunicado la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma.

Por otro lado, las ganancias totales de la industria de metales no ferrosos creció ligeramente 1,8 por ciento anual a 20.600 millones de yuanes (3.360 millones de dólares).

Los 10 metales no ferrosos principales incluyen al cobre, aluminio, plomo y zinc.

Durante los dos primeros meses de 2015, la producción total del acero crudo disminuyó 1,5 por ciento con respecto al mismo periodo del año pasado a 130,53 millones de toneladas. Las utilidades de la industria del hierro y el acero cayeron 45,2 por ciento anualmente a 9.030 millones de yuanes, agrega el comunicado.

Las fluctuaciones en la producción tienen lugar en medio de los esfuerzos de China para enfrentar la capacidad excesiva que ha afectado a China desde la crisis financiera de 2008.

El Ministerio de Industria y Tecnología Informática dijo el mes pasado que acelerará la revisión de su sector de hierro y acero con inversión excesiva para que vuelva a un “nivel básicamente equilibrado” en el año 2017.

De acuerdo con Rafael Rubio, presidente de la Asociación Latinoamericana del Acero (Alacero), en América Latina las importaciones de acero chino han crecido hasta 75 por ciento, debido al desequilibrio entre la producción y la demanda del producto.

El dirigente apunta a las prácticas comerciales de China como el factor determinante de la situación, pues los requerimientos de su industria son menores a los globales, por lo que el excedente requiere salida y compite con precios artificiales al exportar esta producción.

Asegura que el tema de la sobreproducción tiene que llevarse a un nivel político, más allá de lo comercial, pues los trabajos técnicos están hechos y se requiere un acuerdo con el gigante asiático, ya que los procesos referentes al aumento de aranceles son tan largos que las empresas no los soportan y terminan por ocasionarles daños.

El titular de la Alacero expuso en declaraciones a BBC Mundo que este producto es elemental en la formación de cadenas de valor, pues su precio y presencia incide en los costos de infinidad de mercancías, con lo cual China ha acrecentado su presencia en varios segmentos del mercado de la manufactura.

Fuente: El Occidental

Cerca del 50% de la producción mundial de acero es utilizada en edificación de grandes estructuras, con una tendencia clara al alza, impulsada por el crecimiento de la población y la migración hacia ciudades más grandes. 

En cuanto a Chile, cerca del 80% del consumo de acero es para la construcción. Sin embargo, la edificación en acero aún está muy enfocada en obras industriales, marginando infraestructuras como oficinas, edificios habitacionales, entre otros.

La libertad que ofrece el acero para crear y diseñar, su versatilidad, flexibilidad y conveniente relación entre resistencia y peso del acero hace que sea un material muy requerido en los países más desarrollados para la construcción de estructuras industriales, habitacionales o comerciales. Pero ¿qué pasa en Chile?

En el país, el acero aún no es un material altamente utilizado por los arquitectos para diseñar estructuras que no sean industriales, a pesar de los múltiples atributos que tiene.

Las razones pueden ser muchas, pero como todas las actividades humanas, esta industria enfrenta dificultades importantes debido a las modificaciones de los equilibrios globales, especialmente aquellos relacionados con las estructuras económicas, que obliga a todos los países a adaptarse a panoramas y mercados de manera diferente.

Grandes cambios

En el Instituto hemos sido testigos presenciales de los grandes cambios que ha experimentado nuestro país, desarrollando diversas iniciativas tendientes a velar por la calidad de los materiales y estructuras de acero, con el fin de fomentar las buenas prácticas y evidenciar algunas falencias que tiene nuestra industria, pero también difundir su uso en la edificación de infraestructuras de diversos usos, no solo industriales.

Pero para que el acero sea bien utilizado en el diseño de estructuras, los arquitectos deben contar con la información necesaria para tomar buenas decisiones. 

Es así como en ICHA hemos desarrollado informes de monitoreo, a través del Comité de Normas y Monitoreo, cuyo objetivo es establecer una base de control en el cumplimiento de los parámetros básicos definidos en la normativa.

En 2012 se realizó en Barras de Refuerzo Laminadas en Caliente para Hormigón Armado, para lo que se seleccionaron muestras obtenidas en centros locales de distribución. 

Los resultados fueron concluyente: el 55% de las muestras ensayadas no cumplían con los requisitos exigidos en la norma chilena, por tanto, son productos no habilitados para ser utilizados en la construcción de estructuras de hormigón en Chile, pero que sin embargo, fueron puestos a la venta.

En 2013 y 2014 repetimos los monitoreos a este tipo de barras, y nos preocupó altamente que los resultados siguen bordeando el 50% de incumplimiento a los requisitos señalados en la norma chilena.

Los incumplimientos detectados implican una calidad irregular del material y pueden alterar el comportamiento estructural de las edificaciones y obras en las que se utilizan estas barras.

Aún más, si los profesionales que diseñan no se rigen por los requisitos establecidos por la Ordenanza General de Urbanismo y Construcción, se exponen a sanciones y multas, de acuerdo a lo indicado en la nueva Ley de Calidad de la Construcción, aumentando la responsabilidad de los profesionales involucrados en proyectos de construcción.

Trabajo conjunto

Por esta razón, y en concordancia con nuestra constante preocupación de velar por el correcto uso del acero, presentamos estos resultados a las autoridades del Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), y del Ministerio de Obras Públicas (MOP), con quienes ya estamos desarrollando una serie de iniciativas que buscarán velar por la correcta expedición de los certificados de calidad de productos, efectuados por entidades acreditadas en el Instituto de Normalización Nacional (INN) y registrados en Minvu.

Además, es necesario establecer un control en Aduanas y desarrollar un etiquetado de productos, que debe ser exigido en los puntos de venta, e incorporar certificados de calidad del acero entre los documentos requeridos para la obtención de la recepción final de obras.

Como país aún tenemos muchos desafíos para otorgarle al acero el rol protagónico que debe tener en la edificación de grandes estructuras en Chile. Vamos bien encaminados, y como Instituto Chileno del Acero estamos trabajando para que el país que queremos sea cada día mejor.

Por Juan Carlos Gutiérrez

Fuente: El Mercurio

El Instituto Chileno del Acero, en su misión técnica de aportar con información y herramientas para toda la cadena de valor acero, organizó  la Gira Tecnológica Estados Unidos 2015, que permitió a los interesados participar en importantes actividades.

Entre el 22 y el 28 de marzo los participantes tuvieron la posibilidad de desarrollar una agenda de trabajo coordinada con importantes empresas y entidades vinculadas al rubro del acero, como lo es la oficina de ingeniería Thornton  – Tomassetti, una de las empresas más importante a nivel mundial en lo que respecta a diseño y cálculo estructural, responsables – entre otros proyectos – de la creación de las Torres Shanghai y Kingdom.

Como parte de la gira, los participantes pudieron reunirse con David Horos, Director de la oficina de Chicago de Skidmore,Owings & Merril (SOM), especialistas en construcciones en acero, tanto a nivel de diseño arquitectónico como en construcción, siendo un referente a nivel mundial, con amplia experiencia, responsables de proyectos emblemáticos como lo es el edificio Burj Khalifa, el más alto del mundo.

Además, los asistentes pudieron conocer las oficinas de Thornton – Tomassetti en Chicago y conversar con Robert Sinn, Principal and Structural Engineering Practice Leader, quien presentó el trabajo realizado por esta importante empresa.

La gira concluyó con la visita de los participantes al principal encuentro mundial del acero, el National Steel Construction Conference – NASCC 2015,  actividad que les permitió conocer los avances en la construcción en acero y el desarrollo de la industria a nivel de constructores, arquitectos e ingenieros.

“Estas actividades organizadas por el Instituto Chileno del Acero son una excelente oportunidad para conocer todas las novedades y tendencias en la construcción en acero y en el desarrollo de la industria a nivel de constructores, arquitectos e ingenieros, y además son instancias que permiten generar redes de contacto”, comentó Juan Carlos Gutierrez, Gerente General de ICHA

El Congreso NASCC es el evento más grande e importante de la industria de la construcción en acero de Estados Unidos, y este año se desarrolló en el Music City Center, Nashville, Tennessee. Allí se presentaron interesantes sesiones técnicas para ingenieros estructurales, arquitectos, fabricantes, constructores, y para todos aquellos profesionales vinculados al quehacer del acero.

 

Como una oportunidad para actualizar conocimientos y compartir experiencias a partir de los grandes terremotos ocurridos en el último tiempo en Chile, este miércoles inicia el XI Congreso Chileno de Sismología e Ingeniería Sísmica, una antesala de lo que será la próxima Conferencia Mundial de Ingeniería Sísmica (www.16wcee.com), a realizarse en 2017.

La actividad está organizada por la Asociación Chilena de Sismología e Ineniería Antisísmica y la Pontificia Universidad Católica de Chile, y está dirigida a ingenieros civiles, ingenieros con especialización en ingeniería sísmica, geotécnica, estructural y disciplinas afines.

Esta instancia considera la presentación de más de 100 trabajos científicos y de investigación. El programa contempla también las ponencias magistrales de los doctores Finley Charney, Norman Abrahamson, Alexandros Taflanidis, Ross Boulanger, Juan Carlos de la Llera y Gian Paolo Cimellaro.

El XI Congreso Chileno de Sismología e Ingeniería Sísmica cuenta con el patrocinio del Instituto Chileno del Acero, Ministerio de Obras Públicas, el Colegio de Ingenieros, el Instituto del Cemento y del Hormigón de Chile, la Asociación de Ingenieros Civiles Estructurales, la Asociación de Empresas Consultoras de Ingeniería, el Instituto de la Construcción y el portal Econstrucción.

La actividad parte el próximo miércoles 18 de Marzo, en el Hotel Intercontinental de Santiago. Más información en www.congresoachisina2015.com